Embarazo Diego

Tu mirada será el sol que ilumine mis días

Con los hijos sucede que naturalmente se les quiere; El amor no se cuestiona, sucede. La duda no es, nunca fue si los quiero o no. Yo dudo de mí mismo. De mis nulos conocimientos. Pero el amor todo lo puede.

Fotografía: Armónico Studio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *